Del cuidado de las ciudades

Iglesia San Pedro

El cuidado de las ciudades, del progreso, de la conservación de lo que representa el ayer para el hoy, es decir, de la vivencia, de la existencia de las ciudades, de los pueblos dependen o mejor, es responsabilidad, como se sabe, de las autoridades locales, siendo la máxima autoridad el señor alcalde.

Cuando se recorre una ciudad, cuando se observa la distribución de los edificios, la presentación que ofrecen los lugares más representativos, caso de la Playa Mayor, de paseos públicos, de colegios y otros; llama la atención el abandono, el descuido, el poco o nulo interés de los ciudadanos por mantener la prestancia, el respeto que se merece el lugar donde se vive.

No se puede dejar de lado la participación de los ciudadanos en el buen ornato, en el cuidado de lo verde, de contribuir para que haya más verde.

Por otra parte, en respetar las normas para poder vivir en armonía, sin quebrar las reglamentaciones que dan las autoridades, responsables, repito, de la existencia de una ciudad armoniosa en construcciones, en colores.

Se hace hincapié que a los ciudadanos les falta educación, que no hay consideración por el semejante, menos respeto por la autoridad y las normas que se dan.

Se repite hay que retornar al libro de buenas costumbres y buen vivir, conocido como Manual Carreño. En este pequeño libro se reúnen los principios a los que tiene que sujetarse quien aspira a ser persona, vivir en sociedad y llegar a ser buen padre de familia.

Educación para saber apreciar una ciudad ordenada, equilibrio en los colores de las viviendas y de los lugares representativos, y aquí en el equilibrio, buena presentación y armonía, se nota lo alejado, de lo que se comenta, que se encuentra la Plaza Mayor de San Pedro de Lloc.

San Pedro de Lloc, impresiona por su tranquilidad, calma, porque se puede transitar sin temor, felizmente no invaden todavía los vehículos menores, conocidos como mototaxis. Se respira paz y se puede reposar en las bancas que hay en la Plaza Mayor.Hay que comentar el equilibrio, la Iglesia, en algunas casas vecinas, guardan armonía por los colores, por lo bien cuidadas, hay una casa que requiere conservación, de una sola planta, con su corredor.
Lo que sí quiebra, es el recordado cinema "José Sevilla". 

Ahora, por la modernidad y el avance de la tecnología, lo que antes era lugar de recreo, de contentamiento, se ha clausurado, y esto pasa también en Pacasmayo, con el tradicional Cine "Gloria".

Volviendo al "José Sevilla", se ha tornado en lugar de compra de dulces, galletas, gaseosa, para gastos menores, pero todo esta amontonado, no hay orden. Se respira ambiente de improvisación. Lo que está mal.

La autoridad, el señor alcalde, puede hacer mucho por este histórico lugar, digo histórico por lo que representa.

En la esquina, donde se ha caído una casa y ahora hay un vacío ojalá se levante una vivienda  que tenga relación con el cuadrilátero histórico.

Que no se imponga la modernidad y se rompa todo lo bello y hermoso que se puede observar.
Otro día comentaré sobre el edificio de la municipalidad, ha batido el récord de ruptura armónica.

Estos contenidos llegan gracias al apoyo de nuestros aliados.
Sé uno de ellos.

Más información
Redacción UNDiario

Sobre el autor

Redacción UNDiario

Somos un equipo de periodistas trabajando de la mano de nuestros aliados, los ciudadanos.

Escríbenos a prensa@undiario.pe