El cultivo del arroz y el aporte de empresarios chinos en el valle del Jequetepeque

La hipótesis que nos planteamos en este breve trabajo es la siguiente: nuestro valle en buena parte del siglo XX ha sido fundamentalmente arrocero y buen grupo de miembros de la comunidad china han tenido un rol  central en esta producción.

1. Dos procesos

Pasado todo el primer período de presencia de chinos culíes en el valle, continúa - cerca ya al siglo XX-, la instalación de estos culíes en pueblos de nuestra costa (Chepén, San Pedro de Lloc, Pacasmayo, Guadalupe) y algunos otros se orientan a crear sus negocios en serranías cajamarquinas. A este proceso hay uno paralelo cuyos actores son algunos inmigrantes, que con algún capital arriendan o adquieren haciendas cuyo principal cultivo fue arroz, a veces junto a otros cultivos.

De manera muy breve ofrecemos una periodificación del sembrío del arroz en el valle del Jequetepeque:

- 1876-1884 el arroz invade suelos del valle
- 1905-1923 se ensaya por todas partes solo cultivo de arroz
- 1928-1932 se requiere protección al cultivo de este cereal
- 1935-1962 período de gran modernización, nuevas técnicas, nuevas zonas, mayor uso de maquinaria agrícola.
- 1969 Reforma Agraria por el gobierno del general Juan Velasco Alvarado

Ya en 1907 el valle del Jequetepeque que era en el país, el segundo valle principal productor de arroz, ubicación que no fue siempre a lo largo del tiempo.


CUADRO-1-ENSAYO-ARROZ.png?mtime=20171009221119#asset:72268


2. Empresarios arroceros chinos

Reproducimos parte de un cuadro que presentó Mayer de Zulen en un libro suyo publicado en 1924.


CUADRO-2-ENSAYO-ARROZ.png?mtime=20171009221121#asset:72269


Tenemos entonces, que las compañías chinas tenían en el valle 1,170 fanegadas, es decir, cerca de 3 500 Has. Gran parte de ellas estaban dedicadas al cultivo de arroz y eran trabajadas por cerca de 950 peones. Había por entonces una burguesía agraria de inmigrantes chinos que tenían bajo  control tierras y gente y que a su vez tenían fuerte presencia social en las comunidades de chinos en algunos y pueblos.  

Por igual es posible constatar la presencia de gente de origen chino como propietarios o arrendatarios en años posteriores asunto que perduró solo hasta los instantes de aplicación de la Reforma Agraria de 1969. 

El cuadro Nº 3 ha sido elaborado a partir de información de la importante revista Oriental.


CUADRO-3-ENSAYO-ARROZ.png?mtime=20171009221123#asset:72270


Todo lo mencionado no señala los problemas y sensaciones de éxito que han significado esta conducción empresarial agraria.  Damos cuenta de algunos de estos problemas: 

Un primer asunto que los hacendados debían tener en cuenta era, que como la siembra del arroz requiere mucha agua depositada, esto genera mosquitos (anofeles) que producen el paludismo. Las autoridades de cada uno de los pueblos insistían en ciertas prohibiciones. Ya en 1903, por ejemplo, se lee en un acta del Concejo Provincial de Pacasmayo que no se debe sembrar arroz en las inmediaciones del Camino Real.

En marzo de 1922 el fundo Mirador, anexo de la hacienda Lives, los peones asaltaron la hacienda y atacaron a los arrendatarios León Chi Chi Zaulón. Un asunto que no podían a veces resolver estaba relacionado a la falta de capital por eso uno de estos empresarios chinos ofrecía tierras para el cultivo de arroz y menestras en la hacienda Tolón. Para tratar dirigirse  a los señores Tay Lung y Cía. locatarios de este fundo y de la hacienda Cerrillo (La Unión, 2 de octubre de 1922).           

El año 1927 un periódico local señalaba que el precio del arroz es satisfactorio y se mantendrá porque este año no es posible traer arroz de China como consecuencia de las convulsiones políticas (La Unión, 20 de mayo de 1927). Efectivamente esta importación se hacía desde años antes  y quien importaba  era Tac Long y Cía. de San Pedro de LLoc. 

Unos años después la preocupación de estos empresarios se debía a que el gobierno de Benavides pretendía colocar un impuesto al arroz,  el reclamo se dejó escuchar pues ocasionaría grave trastorno o ruina a los sembradores de arroz  (La Unión, 27 de mayo de 1933); sobre lo mismo se pronunció la Municipalidad de Chepén (en representación del pueblo) con el fin que se suspenda ese impuesto de 2 centavos por kilo del producto. 

Los problemas eran también en relación a la mano de obra. Un hacendado no chino de la hacienda Huáscar  puso un aviso pues se necesita peones que sepan segar y trillar arroz. Los peones y braceros que vengan del interior con familias y deseen establecerse se les proporcionarán terrenos para sembrar, ranchos para vivir, pasto de balde para sus animales (La Unión, 25 de junio de 1927). 

A pesar de estos variados problemas el cultivo de arroz en el valle siguió en auge, uno de los evidentes cambios tecnológicos fue que en un momento se decidió por la técnica del trasplante en vez del antiguo método de siembra al voleo, eso ayudó a aumentar la producción del cereal. Y el proceso de consumo del arroz en Perú ha sido tal, que fue desplazando  a productos tradicionales como papa y maíz.

3. Personajes chinos del arroz del valle

Uno de los empresarios chinos arroceros fue Ricardo Cheng Alen quien era arrendatario de la hacienda Lurifico y había llegado a Perú cuando tenía 22 años. Siendo aún muy joven fue administrador de la hacienda Cultambo  de la negociación agrícola Fac Long Alen. Durante su vida fueron 40 años dedicados a la agricultura en el valle. Estuvo casado con Cristina Hora con quien tuvo varios hijos algunos de ellos estudiaron  en la Universidad de Kwang Wha de Shanghái

Benjamín Lau fue un chino de las haciendas Tecapa y Potrero, director gerente de la Sociedad Agrícola Tecapa Limitada. En la hacienda Tecapa se pilaba arroz, como en otras también. Es interesante entre los mencionados pues tuvo muchos cargos de importancia en las instituciones chinas del valle. Es así que fue dirigente del Kuo Ming Tang y era uno de los pocos que iba a las reuniones en su automóvil. Fue presidente del Centro Comercial Chino de todo el valle que tenía su sede en Chepén y su período presidencial, 1942-1945, es considerado uno de los más importantes. 

Roger Li Mau nació el año 1934  en la hacienda "Tecapa", es descendientes de chino. Cursó estudios de humanidades, administración y periodismo. Trabajó como administrador y gerente de las haciendas arroceras en el valle El Potrero, Cosque y Huáscar. Incursionó en la avicultura, turismo y ferretería. 

Roger Li Mau nos informa que: 

…en todos sus negocios los chinos llevan la contabilidad en su idioma. Pero la mayor parte del día [los chinos hacendados arroceros]  la pasan en el campo viendo el normal cumplimiento de las labores agrícolas; muchas veces lo hacen en compañía del mayordomo, con quien intercambian ideas sobre la manera de obtener un mejor beneficio de la tierra. Algunos de ellos durante sus vacaciones han visto en China los arrozales donde algo aprenden, sea riego adecuado, cómo ganar terreno, como emplear menos bordeaduras en pozas grandes, trazando curvas a nivel, todo esto facilita el trabajo.

Palabras finales

Hemos querido avanzar en dar a conocer la importancia de estos hacendados arroceros chinos en el valle del Jequetepeque, pues, es parte de los que en nuestra cuenca y en el país han aportado estos inmigrantes asiáticos. Nos hubiera agradado ser más extensos en el aporte del presente ensayo, pero por el tiempo de la convocatoria no hemos podido hacerlo, ya que la dificultad no son tanto las fuentes de información, ya que de alguna manera se encuentran  en Chepén, Pacasmayo, Guadalupe, San Pedro de Lloc, tanto en forma escrita, como oral.

FOTO-1.png?mtime=20171009221126#asset:72271
Banquete en homenaje a Don Telmo Maximiliano Lecuna, diputado por la Provincia de Pacasmayo (1950-1956), ofrecido por Don Benjamín Lau Yen, el 26/10/1954 en la Hacienda Tecapa.  
FOTO-2.png?mtime=20171009221137#asset:72272
Brindis de honor de Don Telmo Maximiliano L., diputado por la Prov. de Pacasmayo (1950-1956), en banquete en la Hacienda Tecapa ofrecido por Don Benjamín Lau Yen el 26/10/1954.    
FOTO-3.png?mtime=20171009221142#asset:72273
Sr. Germán Lau Ainzoaín, delante de uno de los primeros tractores John Deere usados en la Hacienda Tecapa  y la provincia de Pacasmayo para marcar las curvas de nivel en los campos de arroz (1954).
Fotos cedidas por el Sr. Manuel Lau Urcia.


Pacasmayo, 30 de octubre de 2017

Voz de

Arquitecto Christian Arbaiza Mendoza