Inspeccionan Hospital Regional para verificar funcionamiento de flujos en áreas covid

Gerente general del GRLL, Rogger Ruiz, y gerente regional de Salud, , Kerstyn Morote, llegaron de madrugada al establecimiento de salud no solo para constatar que los procesos funcionen, sino también recoger inquietudes y pedidos para mejorar la atención COVID-19

Whatsapp Image 2021 04 01 At 17 38 53

El gerente general del Gobierno Regional de La Libertad, Rogger Ruiz Díaz, y la gerente regional de Salud, Kerstyn Morote García, inspeccionaron de madrugada el hospital Regional Docente de Trujillo para verificar que los flujos de las áreas COVID estén funcionando correctamente y plantear mejoras si hubiera el caso.

Los funcionarios del gobierno regional pudieron entrevistarse con los profesionales de la salud y directivos del nosocomio y recoger sus inquietudes o pedidos en cuanto a logística, necesidad de medicamentos y fortalecimiento de las capacidades de los trabajadores que se traduzcan en la mejora de la atención de los pacientes con coronavirus.

La dra. Kerstyn Morote precisó también que el motivo de la visita fue para verificar que el personal sanitario cuente con las herramientas necesarias para brindar una atención oportuna, accesible y de calidad y seguridad a los pacientes.

“Verificamos que no se presenten colas de espera ni se emitan recetas médicas para compras fuera del nosocomio, y además que se cumpla con los horarios de los trabajadores y tengan en cuenta los protocolos de bioseguridad”, dijo.

Llamadas favorecen a pacientes

Como la visita tuvo lugar al amanecer, se pudo entrevistar a la dra. Rocío Castro, médico emergencióloga del Regional, quien sostuvo que desde hace tiempo implementaron un eficiente mecanismo de comunicación telefónica entre los pacientes y sus familiares enfermos que ha ayudado a mejorar las condiciones de salud de estos últimos.

Explicó que la llamada se hace en el horario de 8.00 a.m. a 8.00 p.m. y mínimo 1 vez al día si el paciente está estable y si su estado es crítico se puede hacer cada 2, 3 o 4 horas al día. También se hace videollamadas de 1 o 2 minutos, dependiendo de la forma de actuar de los pacientes.

“Por eso se pide al familiar que trae su paciente por emergencia, que deje uno o dos números de celular para poder comunicarle sobre el estado de su ser querido. Y también se solicita que estén atentos a la llamada. Si un número no contesta, llamamos al otro. Pero igual insistimos. Si no contestan se registra en la historia clínica. Lo valioso del servicio es que un paciente que está deprimido, llorando o casi vencido, una llamada puede cambiar su actitud y favorecerlo en su mejora”, dijo.

Capacitación para crear más CPAPs

Trascendió también que el gerente general Rogger Ruiz informó que se está evaluando la posibilidad de capacitar a profesionales de la salud en la fabricación de CPAPs, dispositivos que ayudan a los pacientes moderados a ir recuperando sus niveles de oxigenación. Estos se utilizan en pacientes pre UCI. Su uso bien puede recuperar a una persona convaleciente, o al menos ganar tiempo mientras espera una cama UCI.

Esta decisión se tomó luego de que se conociera que un grupo de enfermeras se está encargando de la fabricación casera de esos aparatos, a través de la recopilación de piezas y herramientas de varias áreas médicas o donadas.

Cabe señalar que los funcionarios también llegaron al hospital La Noria para verificar que las mismas condiciones se estén cumpliendo adecuadamente.

Nota de prensa enviada por:

Imagen Institucional GRLL.